jueves, 19 de enero de 2006

HOMENAGE A TROIS (III): PELORROTO

La verdad es que es toda una suerte el tener amigos que te hacen partícipe de las anécdotas curiosas que les pasa en el quehacer diario y encima te dan permiso para trasladarlas al papel.
Entre las aventuras de los vallekurros hay muchas cuyos protagonistas originales han sido algunos de mis colegas que me han pedido que les dibujase la historieta o por el contrario, les he pedido permiso para hacerlo.
Y esto es toda una suerte porque las cosas que le pasan a uno o las que es capaz de inventarse, tienen un límite, si no numérico, quizá sí gracioso (que se lo digan a Azagra). O sea, que uno no es capaz de estar ocurriendosele cosas graciosas continuamente (salvo honrosas excepciones como el señor Roger). En estos casos, la ayuda externa es todo un alivio.
La historieta que os pongo hoy me la contó mi socio y amigo Pelorroto y me pareció tan jodidamente genial que le pedí, por favor, que me dejara dibujarla. Cosa a la que accedió a cambio de que le dibujara a él.
Así que el testigo de Jehová que viene a tocar los huevos de los vallekurros pretende ser una caricatura de Pelorroto (comparen). Pagando así la deuda contraida y al mismo tiempo honrándole con este modesto homenaje. Por otro lado muy merecido ya que tengo en bastante estima el trabajo tebeístico de Pelorroto, dibujante evolutivo, como ya he comentado en otros soportes, a quien conocí dibujando historietas de estética underground que me chiflaban y ahora ha evolucionado hacia una linea nihilista con contenido surrealista que no deja de fascinarme.
A saber que nos depara el futuro. Otros somos más predecibles.

5 comentarios:

pelorroto dijo...

Todo lo que cuenta javierre es mentira, ni llevo perilla ni consumo sustancias ilegales.
Seguro que él si.

Fum dijo...

¿Y eres como Tintín?

javierre dijo...

Fum, Si quieres aumentar el ego de Pelorroto en un mil por ciento, vuelve a compararle con Tintín.
Pelorroto es un auténtico tintínomano.

Molinananana dijo...

Estos tesigos de jehova tienen unos gustos comiqueros que dan asco.

Fum dijo...

Vale. ¿Y eres como Tintín?